Por qué este proyecto

Atravesamos una época en la que muchas veces la literatura está asociada a lo digital. La aparición de los libros digitales y los audiolibros permitió que se renovaran algunos aspectos de lo literario, y más todavía si consideramos la aparición de textos que aprovechan ciertos recursos tecnológicos para incorporarlos en sus obras.

Y así como la escritura y la lectura se vieron afectadas por el fenómeno tecnológico, también comenzaron a aparecer cambios en lo que se refiere a la crítica literaria, y a los modos en los que un texto es abordado, comentado y recomendado (o no). Comenzó a cambiar, en consecuencia, el paradigma que hace a la relación entre la literatura, la crítica literaria, los mercados, la academia y los lectores. A la manera en la que un texto es transmitido.

Este proyecto toma en cuenta todo esto y hace hincapié en el modo de elaboración de la crítica literaria a partir de la aparición de los booktubers, personas que hablan de libros frente a una cámara, y que luego suben esos videos a Youtube y otras plataformas similares, desde donde buscan llegar a determinados públicos. En un comienzo fueron casi exclusivamente jóvenes, adolescentes en su mayoría, que se dedicaron a leer, reseñar y criticar obras de géneros como el fantasy, la distopía, la ciencia ficción y el terror. Luego esa tendencia se fue ampliando, y en la actualidad son cada vez más los periodistas, escritores y críticos (profesionales o amateurs) que utilizan estas herramientas para dar a conocer sus opiniones, en el género que sea. Esto implica una legitimización del recurso dentro de un campo que muchas veces resulta hermético y reacio a los cambios.

Este proyecto apunta a construir un espacio que contribuya a vincular lectores, escritores, editoriales, medios, críticos, académicos, periodistas y público en general, a partir de una premisa muy simple: estamos convencidos de que es necesario abrir nuevos canales de comunicación para apoyar, estimular y difundir diferentes maneras de leer.